UMEBIR. Unidad de Medicina Bioregenerativa

 

Los Neurotransmisores son neuro hormonas, es decir hormonas que son producidas por neuronas o células que pertenecen al sistema nervioso. Están encargados de hacer funcionar muchos órganos del cuerpo sin nuestro control consciente, es decir, a través del sistema nervioso automático o autonómico. Por lo tanto el control de la tensión arterial, frecuencia cardíaca, sudoración, movimiento de los intestinos, piloerección, llegada de sangre a los diferentes órganos, respiración, sueño, vigilia, emociones e inmunidad, entre otras funciones orgánicas, están controladas por los neurotransmisores.  Somos seres que dependemos de unas hormonas que se producen en el cerebro y estas tratan ordenadamente de modular todas nuestras funciones, buscan el orden y equilibrio perfecto.

Los neurotransmisores son mensajeros químicos que facilitan la comunicación entre neuronas. Esto tiene un efecto en todas las células, tejidos y órganos dentro del cuerpo. Cuando los niveles de neurotransmisores están fuera de balance esta comunicación se altera y puede dar lugar a una amplia variedad de síntomas clínicos. Los efectos pueden ser tanto físicos como emocionales, y afectan el rendimiento de un paciente de salud mental, estado de ánimo, el nivel de energía, y las respuestas fisiológicas. El sistema nervioso juega un papel tan importante en el cuerpo, que los desequilibrios neurológicos subyacen a muchos de los síntomas y las condiciones más comunes. dos situaciones a las que se encuentra sometido el hombre: El estrés y la depresión.

El perfil de los neurotransmisores refleja la actividad, tanto a nivel cerebral como del sistema nervioso periférico. Ayuda a comprender ciertos trastornos del comportamiento y proporciona información para decidir el tratamiento terapéutico.

La interacción entre las vías dopaminérgica, serotoninérgica, catecolaminérgica y noradrenérgica influye en la personalidad y el comportamiento de las personas. Las perturbaciones de estos diferentes ejes pueden producir trastornos del comportamiento y favorecer el desarrollo de ciertas afecciones neurológicas y psiquiátricas. Los principales neurotransmisores provienen del metabolismo de la fenilalanina, la tirosina y del triptófano, que son aminoácidos aromáticos de origen alimentario.

La evaluación de los diferentes neurotransmisores:

Eje dopaminérgico: dopamina y sus metabolitos: ácido homovanílico y ácido 3,4 dihidroxifenilacético

Eje serotoninérgico: serotonina y su metabolito: ácido indolacético

Eje adrenérgico: adrenalina y su metabolito: ácido vanilmandélico

Eje noradrenérico: noradrenalina y su metabolito: metoxihidroxifenilglicol

La evaluación del perfil de neurotransmisores está indicada en aquellos trastornos nerviosos en los que estos se ven implicados: Problemas de humor, de amnesia, personalidad histriónica, ansiedad crónica, trastornos de la concentración, del comportamiento alimentario, hiperactividad, estrés o síndrome de fatiga crónica.

Los Neurotransmisores:

La Noradrenalina: Es uno de los principales neurotransmisores del Sistema Nervioso Central.  Actúa a través de unos receptores que se llaman alfa. Llega a la sangre al liberarse desde unos nervios que llegan a los vasos sanguíneos, músculos y otros órganos. Cuando se encuentra elevado en la sangre (se puede medir en la sangre) indica que hay mucha actividad de un centro neuronal que queda en el tallo cerebral  y que se encarga de no dejar que baje la tensión arterial y tampoco permite que baje la inmunidad celular (las defensas que nos protegen contra virus, hongos y células cancerígenas aumentan). Otro punto importante es saber que la noradrenalina, aparte de las funciones que cumple en el cuerpo, también tiene funciones en el cerebro.

La Adrenalina: Es otro Neurotransmisor pero se produce principalmente en la Glándula Suprarenal. Esta glándula produce al sustituto de la noradrenalina en las situaciones de peligro o estres.  Cuando aumenta la adrenalina en la sangre está prepara al cuerpo para la situación de peligro, Entre otros efectos aumenta la frecuencia cardíaca (taquicardia), frena los intestinos (apaga la digestión debido a que no es necesaria en las situaciones de estrés), dilata los bronquios para mejorar la ventilación pulmonar, dilata las pupilas para mejorar el campo visual, aumenta la llegada de sangre hacia los músculos, corazón y cerebro, órganos muy importantes en una situación de peligro, disminuye la llegada de sangre a la piel para evitar el sangramiento al recibir una herida (mordedura o cortada por ejemplo), aumenta la capacidad de las plaquetas para formar los coágulos con la misma intención antihemorrágica.

La Serotonina: Se trata de uno de los neurotransmisores más conocidos y más nombrados debido a que la industria farmaceútica logró fabricar medicamentos que potencian la actividad de este Neurotransmisor en la depresión y crísis de pánico.  La noradrenalina que se libera exageradamente si sus rafes serotonérgicos no la frenan. Ya se demostró que la serotonina baja en el rafe dorsal y alta en el rafe medio es depresión. La serotonina alta en la sustancia gris periaqueductal se asocia a las crisis de pánico. La serotonina baja en el rafe magnus y astas posteriores de la médula y elevada en el rafe medio se asocia a Fibromialgia reumática. La serotonina elevada en el área postrema se asocia a vómitos matutinos. La serotonina alta en el rafe dorsal se asocia a las distímias y los trastornos severos del sueño.

La Dopamina: La Dopamina es un neurotransmisor que se encuentra disperso en el sistema nervioso central y tiene variadas funciones. Regula en una zona la liberación de hormonas por parte del hipotálamo e hipófisis, es decir, tiene en esa zona una acción neuroendocrina. Así se relaciona con la fertilidad, liberación de prolactina, menstruación, producción de espermatozoides. En otra zona se relaciona con el placer, las adicciones, el apetito, el orgasmo, la felicidad, la alegría, las ganas de vivir, la sed y la libido.

 Basados en la clínica del paciente y en los resultados de los estudios complementarios, hoy en día se puede hacer un diagnóstico de alta precisión. En nuestra Unidad de Medicina Bioregenerativa contamos con este perfil, así como con diversos métodos  y tratamientos para brindarle la salud física y emocional que su cuerpo merece.

Dr. Fernando Ruger Viarengo

Dr. Fernando Ruger Viarengo

Médico especialista en cuidados intensivos, con más de 17años dedicado al ejercicio de la medicina, y doctorado en medicina biológica regenerativa funcional y nutrigenetica en dedicado al ámbito asistencial de esta especialidad, investigación en microbiota y divulgación científica desde el 2012.

Leave a Reply

Llamar ahora

Abrir chat
Estamos para ayudarte